Seis métodos naturales para tratar huesos inquietos

Las piernas inquietas es una afección del sistema nervioso caracterizada por el impulso incontrolable de mover las piernas, que también presenta síntomas como hormigueo y rigidez.

El masaje localizado puede ser una excelente manera de prevenir y ayudar con las piernas inquietas porque ayudan con la circulación y reducen la tensión.

Las piernas inquietas es una afección del sistema nervioso que se caracteriza por el impulso incontrolable de mover las piernas , que también presenta síntomas como hormigueo y rigidez.

Suele suceder cuando pasas por periodos prolongados de descanso o inactividad , por lo que suele suceder mientras duermes. Se desconoce la causa exacta, pero está relacionada con factores genéticos, deficiencias nutricionales y algunos desequilibrios hormonales.

Aunque todavía es incierto, existen muchos tratamientos y remedios que pueden ayudar a controlarlo para que no afecte su calidad de vida. Lea este artículo para revisar algunas de las causas y seis métodos naturales que son útiles para tratarlo.

Causas de piernas inquietas

Como se mencionó anteriormente, no existe una razón exacta para explicar esta condición médica. Una hipótesis es que se debe a un desequilibrio en la dopamina , una sustancia química que controla los movimientos musculares.

También te recomendamos que leas este artículo:  5 estrategias básicas para controlar tus nervios

Existen incluso más riesgos si se enfrenta a las siguientes afecciones médicas:

  • Enfermedad renal crónica
  • Deficiencia de hierro
  • enfermedad de Parkinson
  • Neuropatía periférica
  • El embarazo
  • Esclerosis múltiple

Síntomas de piernas inquietas.

Una mujer de piernas inquietas

El impulso incontrolable de mover las piernas es lo que da nombre a esta condición. Asimismo, este problema también puede ir acompañado de los siguientes signos y síntomas:

  • Sensación de hormigueo o cosquilleo
  • Picar
  • Ardor o dolor
  • Palpitaciones o malestar
  • Rigidez o estiramiento

Estos síntomas pueden ocurrir con más frecuencia durante la noche. Pueden ser leves o durar hasta una hora o más. A veces, incluso puede extenderse en tus brazos. Casi siempre desaparece después de mover o estirar las extremidades.

Métodos naturales para calmar las piernas inquietas.

Las piernas inquietas no tienen cura, por lo que los síntomas volverán de vez en cuando. Sin embargo, algunos tratamientos y cambios en el estilo de vida pueden ayudar a mantenerlo bajo control .

También te recomendamos leer este artículo: Los 5 mejores consejos para dejar de beber demasiado café

1. Capacitación

Una mujer en el gimnasio

Las personas sedentarias tienden a tener más problemas con esto. Por lo tanto, para evitar que suceda este problema , debe comenzar a hacer ejercicio regularmente. La actividad física ayuda a mejorar la circulación sanguínea, fortalece los músculos y previene problemas como la retención de agua.

2. Use calcetines

Usar calcetines mientras duerme puede ayudar a mantener los pies a cierta temperatura . El resfriado puede provocar algunos síntomas de piernas inquietas. Aunque el efecto no ha sido probado, muchos creen que es un gran truco para reducir las posibilidades de que el problema vuelva a ocurrir.

3. Controla tu estrés

Una mujer con altos niveles de estrés.

Aunque muchas personas creen que no tiene nada que ver con ello, la exposición continua al estrés puede desencadenar los síntomas relacionados con las piernas inquietas . Este estado emocional provoca cambios drásticos en los niveles hormonales, la circulación sanguínea y otras funciones corporales importantes.

  • Es importante practicar técnicas de relajación como el yoga y la meditación para controlarlo.

4. Use compresas frías y calientes

La terapia con compresas frías y calientes es una alternativa interesante para reducir la sensación de hormigueo , tensión y ardor.

  • Las compresas se aplican alternativamente: primero caliente y luego frío. Déjelos reposar durante unos minutos para que funcionen, luego limpie el área afectada.

5. Masajes

El masaje puede ayudar contra las piernas inquietas

El masaje, incluso cuando no tiene síntomas, realmente puede ayudar a mantener las piernas relajadas y activar la circulación . Esto proporciona un efecto de calentamiento que reduce la tensión muscular y elimina los desagradables calambres nocturnos.

  • Utilice aceites calmantes como ciprés, lavanda o romero.

6. Toma suplementos de magnesio

La deficiencia de magnesio tiene diferentes consecuencias en lo que respecta a la salud muscular. Los pacientes con piernas inquietas a menudo carecen de este nutriente .

Puede obtener este artículo de forma natural a partir de los siguientes alimentos:

  • Pescados y mariscos
  • Hierbas secas
  • Semillas de calabaza
  • Polvo de cacao
  • Nueces
  • Salvado de avena
  • Vegetales de hoja verde
  • Palta

También puede obtenerlo a través de suplementos o cremas tópicas.

¿Tiene esta condición médica? Si es así, puede probar estos consejos, entonces puede reducir este problema de forma natural.