5 hábitos íntimos que no son tan higiénicos como pensabas

Aunque lo vemos como un hábito higiénico, la eliminación del vello púbico en realidad puede conducir a diferentes tipos de infecciones, ya que el vello púbico actúa como una barrera.

¿Cómo son tus hábitos íntimos? La mayoría de las mujeres están muy interesadas en todo lo que hay que saber sobre su higiene íntima. El miedo a las infecciones y los olores desfavorables son probablemente la razón por la que muchas personas prestan especial atención a esta zona del cuerpo.

Sin embargo, en el proceso de eliminar cualquier tipo de líquido u olor, muchas mujeres acaban añadiendo malos hábitos íntimos que pueden llegar a perjudicar su salud íntima .

El problema radica en que es una zona muy sensible y su nivel de pH puede cambiar debido a productos químicos, ciertos tipos de ropa interior y otros factores que la mayoría de la gente ignora. Entonces, aunque algunas prácticas parecen ser saludables, debe saber por qué pueden ser dañinas y cómo evitarlas.

Siga leyendo para obtener más información sobre los hábitos íntimos que no son tan higiénicos.

Ducha íntima excesiva

Limpieza abdominal

El enjuague abdominal puede parecer una gran opción para eliminar las bacterias y los malos olores de tu zona íntima. Pero lejos de ser útil , puede provocar cambios que provoquen infecciones.

Estas limpiezas internas provocan desequilibrios en las bacterias vaginales sanas, debilitándolas frente a agentes patógenos .

¿Qué puedes hacer al respecto?

  • En lugar de enjuagar, debe optar por lavar solo las partes externas con un jabón suave y agua.

Ver también: 5 tratamientos para combatir la vaginitis de forma natural

2. Uso de protectores de bragas

La industria de productos femeninos ha convencido a las consumidoras de que necesitan usar protectores de bragas y otros productos similares para evitar situaciones desagradables provocadas por líquidos y olores.

La verdad es que usarlos a diario es realmente contraproducente. Asfixian el área y aumentan las posibilidades de picazón, irritación y otros síntomas desagradables.

¿Qué puedes hacer al respecto?

  • Debe limitar el uso de estos tipos de productos tanto como sea posible. Por ejemplo, puede optar por usarlos solo antes y después de la menstruación.
  • Para mantener el área limpia, intente usar ropa interior de algodón transpirable.

Uso de perfumes o polvos de talco

Polvos de talco

Entre los malos hábitos íntimos, hay uno que ha sobrevivido al paso del tiempo: el uso de perfumes, polvos de talco y otros productos de higiene íntima que realmente irritan la zona.

Aunque durante mucho tiempo se ha considerado que estos productos son métodos eficaces para prevenir fugas y olores, ahora sabemos que causan efectos no deseados porque alteran el equilibrio del pH. Su uso frecuente causa irritación en las áreas vaginales externas y, en varias ocasiones, conduce a infecciones por hongos o bacterias.

¿Qué puedes hacer al respecto?

  • No hay por qué avergonzarse: la vagina tiene un olor natural y no es necesario neutralizarlo.
  • Si el olor es demasiado fuerte, debe programar una cita con su médico para ver si tiene una infección.

    Tratamiento rudo de la zona

    ¡Ten cuidado! La piel que recubre la zona vaginal es la más sensible de nuestro cuerpo y requiere un tratamiento especial. Algunas mujeres limpian de forma demasiado agresiva después de ir al baño o ducharse.

    Al hacerlo, se pueden crear pequeñas heridas abiertas que se convierten en una puerta abierta para los agentes infecciosos.

    ¿Qué puedes hacer al respecto?

    • Aplique jabón suavemente y frote suavemente con la parte plana de las yemas de los dedos.

    Lea también: Remedios naturales para la picazón o ardor en el abdomen

    5. Quitar el vello púbico

    La mujer elimina el vello púbico

    En estos días, es normal que las mujeres crean que eliminar el vello púbico equivale a una buena higiene íntima. La verdad es que aunque parezca ser el caso, está mal. El vello púbico es una parte del cuerpo que tiene una función especial: es responsable de proteger la vagina de bacterias, levaduras y virus que pueden provocar infecciones.

    Además, muchos métodos de depilación son agresivos y provocan irritaciones y cortes en la piel . Estos pueden, sin duda, acabar provocando algún tipo de complicaciones.

    ¿Qué puedes hacer al respecto?

    • Elija un método de depilación que sea lo menos invasivo posible. Las cremas depilatorias y otros productos naturales son una buena opción.
    • Intenta dejar un poco de pelo para no dejar la zona desprotegida.
    • Si usa una navaja, séquela después de cada uso.

    ¿Tienes alguno de estos hábitos? Sabemos que intentas mantener limpia tu zona íntima, pero debes pensarlo dos veces antes de hacerlo para evitar que tu pH se desequilibre.

    Leave a Reply

    Your email address will not be published. Required fields are marked *